Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Sentido de Estado’

2016. España necesitaba evitar a toda costa unas terceras elecciones. Los medios decían que era necesario, imperioso, que Mariano Rajoy fuera investido Presidente del Gobierno por segunda vez. Un sector de dirigentes socialistas, blandiendo el sentido de Estado, consiguió la dimisión del entonces secretario general del PSOE y obtuvieron a las pocas semanas las abstenciones necesarias para que Rajoy fuera investido por mayoría simple en la segunda vuelta.

2019. España estaba nuevamente al borde de unas terceras elecciones. Los medios publican cálculos sobre a quién le ira mejor en las siguientes elecciones. Ninguno de los partidos de la derecha se ve impelido a facilitar la investidura en virtud del sentido de Estado, todo lo contrario critican todos los intentos de evitar las terceras elecciones. A nadie se le ocurre sacar los cuchillos internos para hacer presidente a alguien del otro lado del espectro.

En España el llamado «sentido de Estado», que sería algo así como hacer sacrificios particulares por un bien común, solo se predica cuando esos sacrificios tiene que hacerlo la izquierda. La derecha nunca debe sacrificarse. Es exasperante oír llamadas a vender la polarización o la crispación basadas únicamente en el sacrificio de una parte del espectro político y de sus electores, incluso cuando son mayoritarios, a favor del otro sector y sus electores pese a que son minoritarios. Sentido de Estado es que únicamente se pueden renovar los órganos constitucionales cuando la derecha tenga la mayoría suficiente para trasladarla a esos órganos.

Sentido de Estado es el nombre de la frontera de ese territorio en el que la izquierda puede habitar en paz; un territorio cada día más pequeño. Sentido de Estado es no ir no contra el Estado, sino contra esos que se creen encarnación del Estado. Sentido de Estado es que un gobierno o un legislativo tiene más o menos poder dependiendo de cuál sea la mayoría.

Ese sentido de Estado es una perversión antidemocrática y no, como debería, respetar unos valores compartidos, porque una parte se ha abrogado la interpretación exclusiva y excluyente de esos valores que debieran ser de todo, incluso admitiendo dentro a quienes sin disimulo los desprecian. Sentido de Estado sólo es obligatorio para la izquierda.

Read Full Post »