Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Corea del Norte’ Category

Bandera Corea del Norte
Este blog está en condiciones de confirmar que el Frente Democrático para la Reunificación de la Patria ha renovado su aplastante unanimidad en las elecciones legislativas de este domingo. Tal y como preveían los sondeos de opinión y las “israelitas” esta coalición encabezada por el Partido de los Trabajadores ha conseguido hacerse con todos los diputados de la Asamblea Popular Suprema.

En este momento la Policía está procediendo a cerrar la jornada electoral mediante la detención de los que no fueron a votar o los que no votaron correctamente.

Read Full Post »

La estrategia de las acciones desmedidas es propia de los estados totalitarios o de las dictaduras de todo tipo. La reacción de Corea del sur puede haber parecido pacata después de que el ejército de Corea del Norte lanzase doscientos proyectiles contra una isla bajo su jurisdicción.

A los dirigentes de Corea del Norte les importa un pimiento sus súbditos como han demostrado a lo largo de las muchas décadas por las que su régimen se alarga. Una sociedad hambrienta tiene que ver cómo los pocos recursos del estado se emplean en una maquinaria militar desproporcionada y particularmente en un programa nuclear que solamente sirve para que la dinastía comunista reinante pueda tener atada a su propia jerarquía militar.

Con todos los defectos que pueda tener el estado surcoreano sí ha demostrado un mayor aprecio por sus ciudadanos y por las consecuencias que un enfrentamiento con su peligroso vecino puedan tener sobre su población. Es por ello por lo que no han respondido con la misma contundencia al ataque y no precisamente por falta de capacidad militar o de poderosos aliados.

A principios del siglo XX hubo teóricos y pensadores que consideraron que esto hacía débiles a las democracias. Pensaban que eran demasiado temerosas como para enfrentarse con sociedades totalmente centralizadas y a cuyos estados no les temblaba la mano perder unos cuantos soldados para ganar tres metros cuadrados de territorio.

Con esta idea se lanzaron a enfrentarse a las potencias democráticas y tras una inhumana guerra las democracias occidentales demostraron su rugosidad y potencial incluso en lo militar. Incluso cuando el conflicto ha sido de larga duración y concentrado únicamente en focos regionales, las democracias han sido capaces de vencer a los regímenes totalitarios hasta la destrucción de su arquetipo.

Read Full Post »

Determinados regímenes de extrema izquierda, o autodenominados así, tienen serios problemas en la sucesión de sus líderes. Estos han acumulado tanto poder personal que una sucesión burocrática, ordenada y aburrida es casi imposible, de forma que la transmisión se hace directamente a alguien con la suficiente confianza de que, una vez investido sucesor, no intentará acelerar su ascenso a la primera posición.

En Siria el poder pasó de padre a hijo; en Coreo del Norte ya se está preparando la transmisión de poderes al nieto del creador de este régimen; en Cuba la sucesión ha sido más al tipo de las monarquías árabes, de hermano a hermano.

Para justificar el cumplimiento del requisito de ser una democracia que se encontraba en la Carta de las Naciones Unidas, los teóricos soviéticos crearon el concepto de ‘democracia popular’, que era el eufemismo con el que se calificaba a las dictaduras comunistas. Al menos en esas ‘democracias populares’ las sucesiones se daban dentro de la ‘nomenklatura’ que, aunque tenía consideraciones familiares, guardaba unas mínimas formas.

Read Full Post »


Las noticias sobre el programa nuclear de Corea del Norte tensa la política internacional intermitentemente. Corea del Norte está gastando todos sus recursos en un programa, que parece que está logrando unos cuantos éxitos en este campo, y que rompería el equilibrio político y militar en Extremo Oriente.

Todos damos por hecho que el desarrollo del programa militar norcoreano se debe únicamente a que este país se encuentra dirigido por un lunático que se escapó de la tutela del lunático de su padre para visitar Disneylandia. Pero ser un lunático no es ‘condición necesaria y suficiente’ para permanecer durante décadas en el poder, traspasarlo a tu hijo y que tu camarilla ni se inmute.

El interés de Corea del Norte de tener armamento nuclear tiene una proyección internacional en búsqueda de inmunidad, tras la caída del bloque del Este y de la pasión capitalista de China. Pero cabría, es mera especulación, hacer una lectura en clave tanto internacional como interna. La inmunidad internacional garantiza la permanencia del régimen.

El poder, por absoluto que se quiera concebir o crear, siempre depende de la lealtad de determinadas escalas especialmente de las Fuerzas Armadas y de la burocracia estatal. Se sabe que estas escalas son fieles mientras las circunstancias son propicias y el ‘status quo’ favorable tiene visos de mantenerse. Movilizar unas Fuerzas Armadas y hacerlas luchar hasta el fin requiere de muchos elementos, pero sobre todo de una cadena de mando coherente y cohesionada.

Cuando hay un cambio circunstancial, buscan salvar su posición y es entonces cuando las presiones externas encuentran asideros en las esferas más altas del régimen que intentan derribar. La cadena de mando se debilita de tal manera que, aún manteniéndose la primacía del líder, cada vez es menos capaz que sus órdenes se vean cumplidas con la perfección habitual.

El armamento nuclear requiere enormes inversiones para su adquisición, pero luego tiene la ventaja de que puede ser empleado mediante una ínfima cadena desde el mando supremo al oficial que tiene que activar el artefacto. Se necesitan muchas menos lealtades para ponerlo en funcionamiento, por lo que pocos jugarán a desestabilizar algo con tal potencial. En consecuencia, hay un efecto interno: nadie se atreve a romper la lealtad sin ninguna presión externa sobre el régimen.

Read Full Post »