Cartilla de asistencia a Misa y a clase de Religión

primera-comunion
El otro día escuchaba por la calle a dos apesadumbradas madres comentar que tenían que presentar en la parroquia la “cartilla de misas” y el certificado de que están apuntados sus hijos en clase de Religión (de Catequesis la llamaban) para que sus hijos continuasen en la preparación para la Primera Comunión.

El hartazgo de su tono y la selección de palabras poco animosas para describir lo anteriormente señalado ponían de manifiesto que no estaban de acuerdo con tener que ir a Misa una vez por semana y que sus hijo fueran a Religión para poder hacer la Primera Comunión. Si uno no supiera que nadie está obligado, parecía que estaban padeciendo el rigor de alguna norma administrativo que les hacía realizar trámites absurdos.

la Iglesia puede poner las condiciones que quiera para hacer la Comunión, porque ésta no es un derecho. Estos padres deberían preguntarse si tiene sentido algo que les cansa y harta tanto y la Iglesia podría pensar sobre qué están haciendo tan mal para que tengan que pedir certificados para comprobar comportamientos que tendrían que ser normales entre creyentes.

Como prueba baste la foto superior de la sugerencia de Google al buscar “primera comunión”, basada en las búsqueda de los usuarios: la segunda opción es “primera comunión sin catequesis”.

Un comentario en “Cartilla de asistencia a Misa y a clase de Religión

  1. El tema es muy sencillo a mi modo de ver. Hay mucha gente que no cree o que cree a su manera, pero a las que les gustan ciertas celebraciones católicas, en particular bautizos, comuniones, bodas y, cuando toca, funerales. Los israelitas y los judíos en general tiene bien resuelto este asunto. Dejando a salvo los grupos ortodoxos y ultraortodoxos de su religión (muy influyentes en algunos aspectos) una mayoría de los ciudadanos de Israel y de los judíos en general, no son especialmente creyentes, pero quizá para preservarse como “Pueblo” diferenciado de los demás, la mayor parte de las familias de esa religión celebran las fiestas más importantes de la misma y ello aunque no crean o sean tibios en sus creencias. Y no vean ustedes lo importantes que son los certificados de las autoridades religiosas sobre la pureza en la elaboración de los alimentos que en esas celebraciones se consumen. Nos pueden parecer tonterías, pero a la gente le va el “chunda, chunda” y la Iglesia Católica acabará resolviendo este problema siendo más “light” en las parroquias populares y más exigente en los grupos o carismas tipo Opus Dei, Comunidades Neocatecumenales y otros. Vamos, que deberá olvidarse de ofrecer un “Menú” y cocinar a “La Carta”, aunque, como ya sabemos,comer a la carta cueste más caro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s