Ha pasado lo que lleva pasando demasiado tiempo

Las situaciones vividas en torno a las maniobras para derribar a Pedro Sánchez de la dirección del PSOE y poder investir a Mariano Rajoy nuevamente como Presidente del Gobierno no son nuevas en este partido. Ni las reuniones tumultuosas o el inventarse las normas estatutarias, aplicando reglas inexistentes e instituyendo autoridades de la nada, son o han sido el pan de cada de numerosas agrupaciones.

A muchos se nos ha echado del partido con estas artimañas de quienes no son nadie fuera de las sedes del PSOE. Los resultados de esta nefasta selección de personal están claros: una pérdida constante de votos en todos los niveles territoriales que se veló temporalmente durante los siete años de Zapatero. Mucho talento jubilado a los treinta, mucho “aparatchik” intentando explotar un capital político cada día más exiguo y luego extrañándose de que el PP les gane cada vez con más diferencia.

Hasta ahora han sobrevivido porque siempre se había mantenido dentro del imaginario: el PSOE como el oponente fundamental al PP. Fuera quien fuera el que se hacía con el control, no se le ocurría tocar ese punto. Ahora se va a quebrar esa pieza fundamental y va a ser muy difícil recomponerla porque no vivimos en la España del Referéndum de la OTAN como cree Felipe González y los que no han visto más país que las sedes del partido.

Roto el imaginario, rota la idea de que tu voto nunca iba a terminar haciendo al PP gobernar, por más que hubiera numerosas cosas discutibles, es complicado reconstruir la confianza de los votantes, que al final son los importantes. En esta crisis los barones han despreciado al votante presente para atraer a un votante futuro que es puramente imaginario, una quimera que solamente existe en la cabeza de estos dirigentes.

Si tuviera que dar una sola medida para recomponer el PSOE, además de seguir en el “No es No”, diría que lo que hay que hacer más pronto que tarde es disolver Juventudes Socialistas. Juventudes lleva demasiado tiempo siendo una organización que lo único que le enseña sus militantes es que hay que ser sumiso al poder, traidor al compañero y que hay una vida estupenda viviendo de puesto político en puesto político hasta que se llega a algo mejor. Susana Díaz es el arquetipo de Juventudes y en su apoyo a Rajoy tenemos el grado de degeneración al que han llegado.

Un comentario en “Ha pasado lo que lleva pasando demasiado tiempo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s