Dos observaciones al artículo de Albert Rivera

Albert Rivera, presidente de Ciudadanos, ha escrito una columna a los socialistas invitándoles a unir se a él en el apoyo a la investidura de Mariano Rajoy. Desde luego hay que reconocerle a Albert Rivera su estilo educado y sobre todo que hace uso de argumentos para sostener su postura y no de descalificaciones como es habitual en el debate político actual.

Esto no quiere decir que considere que Rivera tiene razón y quisiera, con la misma educación y estilo argumentativo, hacer algunas observaciones a su columna.

1) Quienes en vez de analizar qué reformas se podían llevar a cabo en aquel posible gobierno constitucionalista, reformista y de progreso, prefirieron criticar que dos partidos constitucionalistas intentaran un acuerdo desde la centralidad política española. Lejos de renegar de aquel trabajo de negociación de los equipos de Ciudadanos y PSOE, estoy satisfecho de haber alcanzado un acuerdo con 200 reformas.

No hay iniciativas de reforma en la propuesta que el Partido Popular envió al PSOE y a Ciudadanos, solamente un resumen de su programa electoral con burdas concesiones a sus interlocutores. De hecho las Seis Condiciones de Ciudadanos, en su generalidad, son más exigentes.

La propuesta del PP era una temeridad fiscal y no tenía ningún proyecto económico ni financiero: una simple colección de exenciones y rebajas fiscales en un país con un severo problema de déficit. Es imposible, después de acordar 200 reformas para un gobierno, apoyar a quien no quiere ese programa.

2) En Ciudadanos hemos decidido que aunque no nos gusta el actual Gobierno ni creemos que Mariano Rajoy sea la persona adecuada para liderar una nueva etapa, es imprescindible que la legislatura y el país se pongan en marcha, atendiendo al resultado electoral del 26J. Ya han pasado casi 300 días desde que se convocaron las elecciones del 20D.

Si se piensa que alguien no es la persona cualificada, si se piensa que cobra sobresueldos de la Caja B de su partido, desde luego no puede votarse su investidura. España no se lo merece. ¿Va a ser líder contra la corrupción quien le mandaba mensajes de apoyo a Bárcenas o quien puso en el Senado a Rita Barberá? Y sin un Presidente y un paritdo que sea el suyo que cumplan los mínimos, todo lo demás es sostener en el poder a quienes deberían haber salido de él.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s