Investidura 2016 (II) Birgitte Nyborg Christensen

No quiero desvelar contenido de la serie “Borgen” que tantos seguidores ha tenido, a pesar de no haber sido emitida por ninguna cadena generalista, del que el personaje de una imaginaria política centrista danesa, Birgitte Nyborg Christensen, es el protagonista.

Pero creo que Albert Rivera tiene mucho de Birgitte Nyborg Christensen, porque está esperando que alguien en algún momento le diga que intente formar gobierno a pesar de no haber sido ni siquiera la tercera fuerza más votada y convertirse en el “hombre bueno” que es capaz de constituirse en la superación dialéctica de las rivalidades políticas.

Desde que pinchó el globo demoscópico de Ciudadanos, la única esperanza de la formación naranja es que todo se encalle de tal manera que el Hado le entregue La Moncloa sin tener que lucharla. El problema que tiene Rivera es para el pacto que ellos propugnan son irrelevantes porque los dos grandes partidos no necesitan a Ciudadanos casi para nada (salvo que quieran reformar la Constitución) y en otras fórmulas pueden que sobren. Y esto, fuera de la ficción, sirve para bien poco.

El centro siempre ha parecido que era un mensaje político atractivo precisamente por la vacuidad que representa, aunque los resultados electorales desmontan ese tópico. La vacuidad, elevada a grado eminentísimo por Rivera y sus candidatos que han llegado sin hacer nada, da la impresión de que no es suficiente para alcanzar un papel relevante en el futuro Gobierno de España.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s