Asesores

La Neopolítica ha cargado contra la figura de los asesores, como lo hace el PP cuando los asesores no los nombra él. La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha decidido prescindir de todos los asesores externos y confiar únicamente en el consejo de los funcionarios municipales.

La figura del asesor ha sido utilizada por el PP principalmente para crear una administración paralela, de naturaleza política y no funcionarial, y llenarla de fieles del partidos y de sus cargos públicos. Personas sin ninguna preparación destacada, muchas veces por debajo de lo deseable, y sin ningún tipo de cualidades llenaban despachos en cantidades cada vez mayores con sueldos proporcionales a su incapacidad y lealtad al amo. Chavales de veintipocos años escalaban por las asesorías del partido en las diferentes administraciones mientras se dedicaban a cuidar de sus carreras, a desarrollar sus cargos orgánicos o sencillamente a ejercer de chivatos (porque para ser comisario político hay que tener algo de fuste).

La solución sencilla es prescindir de los asesores. El problema es que el funcionariado ni lo sabe todo, ni lo tiene que saber. Como funcionario que soy creo que nosotros nos situamos en el plano del ser, que conocemos bastante bien, pero nos cuesta movernos al plano del deber ser que es el propio de los políticos.

Supongamos que soy alcalde de una ciudad mediana y quiero modificar las medidas en materia de ayuda a la conciliación familiar. Lo mejor que puedo hacer es traer a alguien que conozca el tema a fondo, con cualificación contrastable, que esté al día en las acciones de otros municipios y que además tenga la habilidad para adaptar todo ello a las peculiaridades de mi municipio y a mis disposiciones presupuestarias.

Y hay materias tan política que necesitan siempre a alguien experto y entre ellas está la comunicación política e institucional. Buena parte de los problemas de la nueva alcaldesa es que no hay nadie profesional, con experiencia y capacidad para saber cerrar la crisis comunicativa, prever las acciones del adversario y organizar una respuesta contundente. Tampoco lo hay en el partido instrumental, ni en Podemos, ni en Ganar Madrid, ni en Convocatoria por Madrid, ni en los ex-IU, ni en cualquier otros grupúsculo.

Desde el día en que Carmena fue elegida por los concejales se ha evidenciado una falta absoluta de organización en la comunicación, una agenda y una organización sensata de los mensajes. Eso sí, un buen Director de Comunicaciones no se sustituye con cien chavales voluntarios que metan propaganda en buzones: hay que pagarlo.

2 comentarios en “Asesores

  1. Cuanta razón tienes. Se ha denigrado la función técnica de los buenos profesionales, y vamos a pasar del despilfarro incompetente por colocación de adictos a la incompetencia por ignorancia. Un exitazo.

  2. Es lo que sucede cuando se confunde en un totum revolutum asesores diversor (tal y como comentas, poco más que medradores y comisarios políticos del partido), con el equipo de confianza discrecional (los habituales jefes de Gabinete, Secretaría, Comunicación, Protocolo, Relaciones Institucionales, y algún otro justificado).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s