Ridícula moción de censura

La última idea del catedrático Ramón Cotarelo es que Pedro Sánchez y con el grupo socialista en el Congreso deben presentar una moción de censura al Presidente Rajoy para expresar lo insostenible de la situación y de esta manera entrar en la autopista de la victoria electoral.

En el Congreso de los Diputados solamente ha habido dos mociones de censura, ambas testimoniales, una que el PSOE presentó contra Adolfo Suárez y que supuso el desmoronamiento del ahora reverenciado presidente, a pesar de no prosperar, y otra que Alianza Popular (actualmente el Partido Popular) presentó contra Felipe González, que tenía mayoría absoluta y que supuso el fin no del presidente sino del líder popular Hernandez-Mancha.

La moción de censura de los primeros años ha creado un mito para las personas de la edad de Cotarelo, según la cual una debate de estas características, aunque se pierda la votación, puede provocar el desmoronamiento del gobierno frente a un líder emergente. Además piensan en un debate entre caballeros de los años setenta/ochenta y no en la sala de hooligans en la que desgraciadamente se ha transformado el Congreso.

Desde la moción de censura de Hernández Mancha nadie se atreve a activar un complejo procedimiento parlamentario para perder una votación. La derrota, del tipo que sea, se castiga en la política actual y es de tontos dirigirse a una derrota segura.

La única moción de censura con efectividad simbólica es una que presentase el principal partido de la oposición y que apoyasen todos todos los partidos de la oposición. Pero obviamente nadie va a darle esa ventaja innecesaria a Pedro Sánchez en pleno año electoral.

Es evidente que Cotarelo, que no oculta sus legítimas preferencias por tendencias a lo Podemos, no aconseja bien al líder del PSOE. No lo atribuyo a la mala voluntad, pero sí a un descuido en el manejo de los tiempos.

Como he dicho antes nos encontramos en año electoral. No es tiempo de mociones de censura sino que es tiempo de urnas. El día 22 de marzo en Andalucía se abrirá un año intenso. Puede que desde el día 23 el líder del PSOE haga algo mejor que presenta una ridícula moción de censura, puede que pida convocar ya las Elecciones Generales.

El país no está para teatrillos y escenificaciones parlamentarias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s