Proporciones parlamentarias autonómicas

Los parlamentos autonómicos españoles son los grandes desconocidos de nuestra democracia. Muchos de ellos no tienen relevancia, siquiera dentro de sus propios territorios y no me extrañaría que un porcentaje muy alto de la población nunca hubiese visto una sola sesión de su legislativo regional (con excepciones regionales, por supuesto).
Les pasa algo así como le pasa a las instituciones de la Unión Europea, son los cardan la lana mientras que el Congreso de los Diputados es quien teje la fama. Como este verano he decidido hacer sesudísimas entradas ayudándome de mis casi inexistentes conocimientos matemáticos, he calculado la probabilidad de cruzarte con un diputado autonómico por la calle, o dicho de otra manera, los diputados autonómicos por habitantes en cada una de nuestras autonomías.
Como era de esperar la ratio más baja corresponde a las dos ciudades autónomas, Ceuta y Melilla, pero aquí hay que indicar que no es relevante porque sus asambleas autonómicas también cumplen la función de corporación local (realmente es al revés).
Hecha esta eliminación, la clasificación (de menor a mayor ratio) es la siguiente:
Llama la atención que sean las cuatro comunidades más pobladas las que tienen un mayor ratio entre población y diputados, sin duda porque el número del Congreso jugó un papel psicológico a la hora de establecer el número de diputados.
También hemos de señalar que, en números absolutos, los cuatro mayores parlamentos regionales son los de estas cuatro comunidades, mientras que los cuatro parlamentos con menos diputados, en términos absolutos, son La Rioja, Cantabria, Asturias y la Región de Murcia.

Los parlamentos autonómicos españoles son los grandes desconocidos de nuestra democracia. Muchos de ellos no tienen relevancia, siquiera dentro de sus propios territorios y no me extrañaría que un porcentaje muy alto de la población nunca hubiese visto una sola sesión de su legislativo regional (con excepciones regionales, por supuesto).

Les pasa algo así como le pasa a las instituciones de la Unión Europea, son los cardan la lana mientras que el Congreso de los Diputados es quien teje la fama. Como este verano he decidido hacer sesudísimas entradas ayudándome de mis casi inexistentes conocimientos matemáticos, he calculado la probabilidad de cruzarte con un diputado autonómico por la calle, o dicho de otra manera, los diputados autonómicos por habitantes en cada una de nuestras autonomías.

Como era de esperar la ratio más baja corresponde a las dos ciudades autónomas, Ceuta y Melilla, pero aquí hay que indicar que no es relevante porque sus asambleas autonómicas también cumplen la función de corporación local (realmente es al revés).

Parlamentos Autonómicos 1
Hecha esta eliminación, la clasificación (de menor a mayor ratio) es la siguiente:

Parlamentos Autonómicos 2
Llama la atención que sean las cuatro comunidades más pobladas las que tienen un mayor ratio entre población y diputados, sin duda porque el número del Congreso jugó un papel psicológico a la hora de establecer el número de diputados.

También hemos de señalar que, en números absolutos, los cuatro mayores parlamentos regionales son los de estas cuatro comunidades, mientras que los cuatro parlamentos con menos diputados, en términos absolutos, son La Rioja, Cantabria, Asturias y la Región de Murcia.

2 comentarios en “Proporciones parlamentarias autonómicas

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s