Diez años y veinte días (Memorias de Karl Dönitz)

diez-anos1Karl DÖNITZ: Diez años y veinte días. Altaya. Barcelona, 2007. Dos volúmenes. 801 páginas

Me llamó mucho la atención cuando en un kiosco, en una de las estaciones de autobuses de Sevilla, vi los dos volúmenes de las memorias del almirante alemán Karl Dönitz. Un personaje curioso, que dirigió los submarinos alemanes durante la Segunda Guerra Mundial, luego la totalidad de la Marina alemana y sustituir a Hitler como Jefe del Estado durante veinte días. Al finalizar la guerra fue condenado a diez años de cárcel por los crímenes de guerra cometidos en la dirección de la guerra submarina.

Desde este último dato he leído las ochocientas páginas de estas memorias. Los textos, además una exposición de historia militar de primera mano, constituyen un escrito de exculpación por las responsabilidades que le llevaron a la prisión de Spandau.

Es interesante comprobar cómo la guerra submarina se construyó, desde la parte alemana, sobre el problema de la escasez de submarinos, de problemas de recursos y de personal entrenado. Es una constante en la descripción histórica de Alemania antes de iniciar la guerra: Alemania no estaba ni mucho menos preparada cuando atacó Polonia en 1939.

También es interesante comprobar cómo un submarino, al menos en aquella época, no dejaba de ser una especie de cascote que se podía sumergir puntualmente y débiles si eran localizados, así como las dificultades que tenían los alemanes para localizar los convoyes de aprovisionamiento que cruzaban el Atlántico.

La parte más curiosa es cómo el almirante Dönitz intenta explicar el hundimiento de la guerra submarina, cuyas causas atribuye a la mayor vigilancia aérea, al empleo del radar pero descarta la violación del código de encriptación alemán.

Fue precisamente el conocimiento de los códigos lo que destrozó el hostigamiento de los submarinos sobre los convoyes, desviando a estos, ya que el mando inglés conocía suficientemente su posición. Lo que sucede es que en el momento de publicación de estas memorias no se había hecho público que los ingleses habían podido romper la clave alemana, ya que prefirieron ocultar esta capacidad hasta que las máquinas codificadores como Enigma dejaron de emplearse.

La segunda parte, la que en el título recibe el nombre de “y veinte días”, está conformada por los hechos que sucedieron desde que el almirante Dönitz fue designado como Reichspräsident hasta su entrega a las tropas aliadas. Esta parte, muy breve, muestra muy a las claras la posición conservadora y profundamente anticomunista del ejército alemán, así como el intento de firmar una paz por separado con los aliados occidentales para proseguir la guerra contra los soviéticos.

Dönitz habla de su posición respecto del Nacionalsocialismo y describe cómo los sectores conservadores de la sociedad alemana, los prusianos de los que este almirante era un exponente, vieron en los nazis un instrumento para estabilizar la sociedad y “recuperar el honor perdido”. Una mentalidad que posibilitó y apoyó al Nazismo, le dio cobertura financiera, social y militar hasta llevar a Alemania a un desastre peor que la situación que querían evitar.

El argumento del desconocimiento de las barbaries del Nacionalsocialismo manteniendo que el hecho de estar centrado en labores estrictamente militares, en bases navales y la mayor parte de las veces en los países occidentales ocupados, se desmonta por el hecho de ser un alto mando, con información de primera mano desde las esferas políticas y, aún más, cuando desde 1943 ocupa la dirección supremo de la Marina alemana, con sede permanente en Berlín.

Se observa cierto intento de descargo en la comprensión que muestra por los conspiradores del 20 de junio de 1944, aunque la equidistancia hace pensar que la ceguera, quizá voluntaria, es la peor de las enfermedades mentales.

2 comentarios en “Diez años y veinte días (Memorias de Karl Dönitz)

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s